Clorinda: a través de una exhaustiva investigación recuperan efectos sustraídos de un establecimiento escolar.

Un netbook de conectar igualdad, y un teléfono inalámbrico sustraídos  de la EPES N° 69, fueron recuperados, como resultado de los trabajos investigativos realizados por la Policía en Clorinda. Por  el hecho dos menores fueron retenidos.

Los resultados relevantes que se obtienen a partir de recorridas cotidianas, la valiosa colaboración de los ciudadanos y la dinámica impuesta mediante el compromiso de los integrantes de la fuerza policial en la prevención de los delitos para el sostenimiento de la seguridad pública, no hacen más que reflejar las políticas públicas de seguridad, en línea con el Ministerio de Gobierno y aplicadas por la Policía de la Provincia de Formosa.

El hecho tuvo lugar el lunes último en horas de la mañana, cuando efectivos del Comando Radioeléctrico Policial de Clorinda, realizaban tareas investigativas por un hecho de «Robo» iniciado en COSIV, por la sustracción de bienes de la EPES N° 69.

De los relevamientos realizados, los datos aportados por directivos, docentes y padres de alumnos del establecimiento escolar, se estableció que una netbook  fue sustraída por menores que serían alumnos del establecimiento.

Tras dialogar con el padre de uno de los menores, entregó en forma voluntaria el bien, mientras que el teléfono inalámbrico habría sido adquirido de buena fe por un por un vecino, quien al tomar conocimiento que se trataba de un  bien mal habido también hizo entrega a los investigadores.

Los bienes fueron secuestrados bajo acta y en presencia de testigos, para ser posteriormente trasladados a sede policial, donde continuaron con las diligencias procesales.

Asimismo, mediante la exhaustiva investigación realizada por los efectivos del Comando Radioeléctrico Policial, procedieron a la retención en la vía pública de dos menores sindicados como presuntos autores del ilícito.

Los causantes fueron trasladados a sede policial junto a sus progenitores quienes una vez notificados de la causa, fueron entregados en guarda tutelar, mientras que los efectos secuestrados fueron reconocidos categóricamente por la directora del establecimiento como propiedad de la institución.