El fiscal Benítez abrió investigación por extranjeros que vendrían a Formosa a cobrar el IFE

El fiscal Federal Luis Benítez abrió de oficio una investigación judicial para verificar si existen irregularidades en el pago del denominado Ingreso Familiar de Emergencia a ciudadanos extranjeros que habrían ingresado a Formosa de manera clandestina con este propósito, a partir de datos presuntamente falsos proporcionados al momento de la inscripción.

En declaraciones a La Mañana, el funcionario Federal dijo que la decisión de indagar acerca de este tema surgió luego de los informes suministrados por Gendarmería Nacional respecto al ingreso de ciudadanos paraguayos a la ciudad de Clorinda por pasos ilegales, como así también por trascendidos periodísticos que dieron cuenta que personas con residencia en Paraguay habrían cruzado la frontera para cobrar este beneficio, el cual –como se sabe- está reservado exclusivamente a personas que viven en nuestro país.

Como primera medida, el fiscal Benítez pidió a la delegación Formosa de la Administración de Seguridad Social (ANSES) que le remita el padrón con todas las personas habilitadas a percibir esta ayuda económica, para comenzar a cruzar datos y cotejar con las causas que ya están en trámite en la Justicia Federal de ciudadanos paraguayos que percibieron otros beneficios usando documentos falsos, como jubilaciones y pensiones.

Una vez que tengamos la información completa de las personas que están en condiciones de percibir este beneficio vamos a verificar sus domicilios y demás datos personales para establecer si viven en nuestra provincia, ya que uno de los requisitos fundamentales para acceder al cobro del IFE es que residan en territorio argentino”, explicó el funcionario.

Un caso difundido por los medios de comunicación el pasado fin de semana tiene que ver con un familiar directo del presidente de Paraguay, que habría ingresado a la provincia a cobrar esta ayuda económica en la ciudad de Clorinda. “Tomamos conocimiento de este presunto hecho y si es cierto sería muy grave”, sentenció Benítez, quien precisó que todavía no hay ninguna denuncia concreta que haya ingresado a la Justicia Federal por este tema.

Pasos ilegales

La información que recibimos informalmente es que personas que no viven acá cruzan la frontera y vienen a cobrar”, remarcó, indicando que la finalidad de su investigación es determinar fehacientemente si esto es así.

En caso afirmativo, el beneficio será dado de baja en forma inmediata y luego se tratará de identificar y localizar a la persona, que será imputada en una causa judicial y llevada a prestar declaración en los estrados de la Justicia Federal.

Esta acción ilícita está encuadrada como fraude en perjuicio de la administración pública y falsedad de instrumento público, que se agrava si se trata del Documento Nacional de Identidad.

Hasta ahora no hemos comprobado nada, estamos iniciando esta investigación que la haremos en forma conjunta con el organismo competente que es el ANSES”, reveló Benítez, quien explicó que para poder saber la verdad en torno a esta cuestión será clave y determinante el cruzamiento de datos, el trabajo de campo, las verificaciones de domicilios y el cotejo con causas que ya se están tramitando donde hay extranjeros imputados por haber percibido otros beneficios.

“Si hay irregularidades van a salir a la luz”, enfatizó el fiscal, quien reiteró que el requisito primordial es que quien cobra este beneficio resida en Formosa. “La doble nacionalidad no es un impedimento legal, ya que uno siendo argentino puede optar por otra nacionalidad, lo que se puede es obtener este beneficio viviendo en otro país”, insistió.

Siempre en el terreno de las hipótesis, Benítez consideró que no necesariamente pueden actuar con documentos falsos, también es probable que cuenten con documentos que en su momento fueron otorgados y que por uno u otro motivo actualmente no están viviendo en nuestro país y vienen a cobrar.